Abono de nóminas y atrasos en el HUNSC

Detalles

Hay una práctica común en este Hospital (al igual que en el resto del Servicio Canario de Salud), donde a la situación de precariedad laboral que sufren muchos trabajadores de todas las categorías profesionales (véase el numero indecente de contratos eventuales realizados año tras año), se le une la carga añadida de tener que percibir el sueldo por el trabajo realizado a mes vencido, esto es, siempre que uno firme un contrato después del día 5 de cada mes (fecha ésta donde se cierran las nominas en dicho centro), no percibiría sus retribuciones hasta el próximo mes.

Cada vez que expresamos que se corrija esta situación, se nos remite a una excusa que como un mantra se repite y se acaba "aceptando como válida", y que sirve para justificar la mayoría de problemas, errores y demás que se pueden cometer en el hospital a nivel de nóminas, contratos y demás; y que no es otra que el “programa informático”.

Es contradictorio que en la era de la informática y la digitalización, un contrato firmado el día 6, no se pueda gestionar ni manualmente ni informáticamente para que sea abonado en el mes natural. Máxime cuando sabemos que sí que se hace cuando se quiere hacer, esto es, en “situaciones excepcionales”. Y es aquí cuando uno se pregunta si no es excepcional que un trabajador perciba su salario en el mismo mes que trabaja (sin entrar a valorar otras cuestiones de “índole menor” para la empresa como puede ser que esa persona no tenga ninguna otra retribución ni recursos económicos, y esté trabajando para cobrar al mes siguiente).

Y no hablemos ya de reclamaciones por conceptos extraordinarios. Una reclamación de cantidad por vacaciones no liquidadas, excesos de jornada realizada, etc., no es que se paguen a mes vencido, es que pasan meses y meses (cuando no algún año) para abonar esos “conceptos” (dinero) a un trabajador. Reclamaciones que sistemáticamente no son contestadas por nadie, y que mantienen en la incertidumbre al trabajador de si reclamar judicialmente las mismas o no (sabiendo que si lo hace, tardará lo mismo en emitirse sentencia, que en esperar a que “buenamente” el hospital proceda a su abono).

Se sigue poniendo por delante el dinero al trabajador, el dinero al trabajo, los resultados al trabajador. Todo esto se ha expuesto hasta en la Mesa Sectorial de Sanidad, previo paso por gerencias y demás direcciones, sin vislumbrar solución alguna, y lo que entendemos peor, ni atisbo de voluntad alguna para tratar estos asuntos.

Animamos a todos los trabajadores que estén en alguna de estas situaciones expuestas a que hagan una denuncia pública para visualizar que son “personas físicas” las que reclaman, y no meros expedientes pendientes de tramitar, en el mejor de los casos, ya que en el peor, ese dinero desaparece sin que el trabajador tenga constancia de que le pertenece y lo puede reclamar.

Seguimos esperando, insistiendo y reclamando que algún responsable de la administración “dé con la solución” que elimine la excusa que permita a un trabajador percibir su salario en el mes que presta sus servicios a la empresa, así como solucionar el abono inmediato de cantidades pendientes a los trabajadores en el momento que se verifica la pertinencia de una solicitud.